Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Con poco más de cuatro Bastaron unos días de lluvia, más bien modestas, para que la ciudad recobrara algo de sus remotos orígenes lacustres. Han surgido charcos como lagunas en muchísimas calles de los barrios y de tas afueras que impiden el paso normal de los transeúntes, provocan dificultades para tránsito rodado y aumentan ta ya endémica suciedad, por aquello del barro y de las salpicaduras. Son molestias y es pé simo aspecto, que no se Justifican de ningún modo, porque se trata de tas mismas zonas, de las mismas calles efe siempre. Las que durante los meses secos están a punto para el arreglo del bache o del alcantarillado que podrían Impedir, don tiempo, el estado en que hoy se encuentran. SEVILLA, COMO UNA LAGUNA
 // Cambio Nodo4-Sevilla