Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
TRIBUNALES Por un delito de robo con intimidación MAS DE CINCO AÑOS DE CÁRCEL POR SUSTRAER DIZ DUROS UN CHANDA! El procesado había asaltado y herido con una navaja a un joven en la calle Marzo Un individuo ha sido condenado por la Sección Primera de la Audiencia a más de cinco años de cárcel por robar cincuenta pesetas y un chándal. Se trata de Sebastián García Garrido, de veinte años de edad, quien, en unión de otro individuo no identificado, asaltó a un oven de quince años en la calle Marzo, produciéndole una herida por navaja, de la que tardó en curar doce días. Según se declara probado en la sentencia, en hora no determinada del día 23 de febrero de 1981, el procesado, en unión do otro individuo no identificado, se dirigió a un joven dé quince años que circulaba por la calle Marzo, de nuestra ciudad. Tras ponerle una navaja en el cuello, le conminó para que le entregase todos los objetos de valor que llevaba encima. Incluso llegó a producirle un corte en el mismo cuello, del que tardó en curar doce días, sin que le quedaran secuelas a i se viese impedido para sus ocupaciones. Amedrentado, el muchacho les entregó cincuenta pesetas en metálico y la chaqueta y el chandal que vestía, de todo lo cual se apoderó el procesado para su beneficio. Sebastián García Garrido fue detenido al día siguiente por la Policía en la calle José Bermejo. Be este modo se pudieron recuperar las prendas de vestir, que fueron entregadas al padre del menor. E n el primero de los resultandos de la sentencia se hace constar también que el procesado no se encontraba ebrio al cometer tal hecho y que apare cía condenado anteriormente por una falta de hurto y por un delito de utilización ilegítima de vehículo de motor ajeno. ROBO CON INTIMIDACION. -JEn sus conclusiones, el fiscal consideró los hechos como constitutivos de un delito de robo con intimidación, previsto y castigado en los artículos 500 y 501 del Código Penal. Y apreciando en la conducta del procesado la agravante de reincidencia, pidió se le impusiera la pena de seis años de presidio menor e indemnización a la víctima en 12.050 pesetas, por el dinero sustraído y los días que permaneció lesionado. La defensa mostró su conformidad con la calificación del fiscal, pero no con la pena solicitada, ya que, a su juicio, concurrían las atenuantes de estado de embriaguez y la de no haber tenido el delincuente intención de causar un mal de tanta gravedad como el que produjo, por lo que interesó la pena de siete meses de presidio menor. El Tribunal c o n s i d e r ó la agravante apreciada por el fiscal, pero no las dos atenuantes propuestas por la defensa, ya que, por un lado, había quedado probado que el procesado no estaba ebrio en el momento de cometer el delito, y por otra parte, no es posible apreciar desacuerdo entre la voluntad del agente y el resultado de su acción, faltando pues la base en que sé sustenta tal circunstancia. Por todo ello, en el fallo de su sentencia condenó a Sebastián García Garrido a la pena de cinco años, cuatro meses y veintiún días de presidio menor, accesorias legales, costas e indemnización a la víctima de doce m i l cincuenta pesetas. Antonio D E LA TORRE COLOSAL ¡LA PELÍCULA QUE TRIUNFA EN TODA ESPAÑA! EL MAS ASOMBROSO CASO OE ESPIONAJE DE TODAS LAS ÉPOCAS... ¡LA HISTORIA V E RISICA DE UN HOMBRE QUE TUVO E N SUS MANOS EL DESTINO DEL MUNDO! Según el Supremo NO HAY DELITOS DE CALUMNIA E INJURIAS POR IMPRUDENCIA TEMERARIA Ello exigiría un ánimo de infamar y un conocimiento de la falsedad de la imputación calumniosa Una ciudad limpia es el escaparate mejor de quienes la viven. Poned amor en el cuido de sus monumentos. l a Sala Segunda del Tribunal Supremo ha reafirmado recientemente su tesis doctrinal m á s comúnmente admitida sobre los delitos de calumnia e injuria, por la que se excluye la posibilidad de cometer uno u otro por culpa o imprudencia temeraria, informa Efe. La comisión de ambas especies delictivas contra el honor, según criterio reiteradamente expuesto por el alto tribunal, exige un ánimo de infamar, además de un conc ítoten o de la falsedad de la imputación calumniosa. Todo ello viene a propósito de dos sentencias pronunciadas por la indicada Sala Segunda, en una de las cuales fue casada y anulada otra de menor rango dictada por la Audiencia de Valencia contra Pascual Martm- VMlalba Medina, presidente del grupo de Acción Valencianista, en pleito promovido por Manuel Sanehís Guarner, paladín de la oficialidad de la lengua catalana para los valencianos. E l litigio Sanchis Guarner- Martín Villalba se originó al manifestar este último en una nota de prensa que, según rumores recogidos en la capital levantina, los atentados contra su antagonista habían podido ser autorrealfe dos, a fin de hacerse víctimas y reivindicar sus nombres caídos en desgracia desde el momento en que puncamente pidieron la oficialidad de l a lengua catalana para los valencianos Dado que la Sala Segunda del Supremo viene rechazando sistemáticamente la posible comisión de la calumnia y de la injuria por imprudencia, acordó absolver en segunda sentencia a Pascual Martín- Villalba, sin negar que actuó seguramente con ligereza al redactar su nota de prensa. EL OJO D i LA AGUJA Omtídiptr RICHARD MAYORES DE 16 AÑOS Vea el frayler que diariamente o f r e c e TVE y comprobará que es la número 1. HOY, IMPRESIONANTE ESTRENO RIALTO j
 // Cambio Nodo4-Sevilla