Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. JUEVES 2 DE JUNIO DE 1983. PAG. 4 ESCENAS POLÍTICAS El fin de la utopía Madrid, (fie nuestra Redacción. Iba a traer el socialismo neutralista, pacifista, culturalista, ético y utópico. Y de pronto, paf, nos damos el calabazonazo contra el muro de la realidad. Los hechos son tercos, como dijo el rojo y recuerda tantas veces el autodidacta. Traían el don preclaro de evocar los sueños, y de pronto suena el despertador. Ni neutralismo, ni pacifismo, ni cultura, ni ética, ni utopía. Y si nos descuidamos, ni socialismo. Se van unos, llegan otros, y todo sigue igual, sólo que peor. Declaramos el liderazgo de Estados Unidos, comprendemos los misiles occidentales, en el horizonte cultural aparecen Las Vulpes, la ética vive como los topos, metida en agujeros, y se acabó la utopía. Ya nos ha dicho Carlos Solchaga que eso de los ochocientos mil puestos de trabajo se queda en agua de borrajas. O sea, que ya están como Suárez. Pueden prometer y prometen, pero no pueden cumplir y no cumplen. Ya nos lo avisó el viejo profesor. Las promesas electorales se hacen para no cumplirlas. Ni referéndum, ni puestos de trabajo, ni dimisiones fulminantes, ni el oro de Moscú, ni visita de Fidel Castro, ni infraestructura cultural, ni ética, ni laicismo. Cuando Fraga decía que eso de los ochocientos mil puestos de trabajo era una utopía, o sea, un cuento chino, a Fraga le llamaban bárbaro. Ahora, a Carlos Solchaga, que viene a decir lo mismo, le llamarán hombre de honrado realismo. Se conoce que, cuando han terminado de colocar a sus parientes y a los más fieles con carnet, se han dado cuenta de que ya no quedan más puestos de trabajo. Habría sido demasiado meter a ochocientos mil asesores en la Moncloa, a poner en la televisión a ochocientos mil redactores a dar noticias de los ministros. Así que adiós utopía. Lo ha dicho un ministro, y ya se sabe que un ministro es un bien del Estado, lo cual no quiere decir que no pueda ser, al mismo tiempo, una calamidad pública. Lo bueno que tiene el Estado es que posee muchos bienes. Por ejemplo, los ministros, los amigos de los ministros, los parientes de los ministros, los asesores y los afiliados. Y ahora, además, tiene los bienes de Rumasa. Y si un ministro es un bien del Estado, ¿qué será un vicepresidente del Gobierno? Eso ya no es un bien. Eso es un tesoro. A una amiga de Alfonso Guerra le han dado una beca para estudiar pintura en Roma, y entre clase y clase ha tenido una niña. Ahora que andamos a vueltas con eso del aborto hay que agradecer a esa muchacha, breve, graciosa y dulce, retratada ya en todas las revistas del corazón, que nos haya dado un buen ejemplo. En vez de pedir una beca para irse a abortar a Londres, la ha pedido para irse a parir a Roma. Con esto, con la hija de don Gonzalo y con el divorcio de los duques de Cádiz, ya tiene entretenimiento este país de porteras, como dice Miguel Boyer. Total, que se acabó la utopia, pero no tanto. Todavía queda la utopía de las becas, que es un buen sistema para llegar a la igualdad a través de facilitar las oportunidades. Incluso podría ser un medio para acabar con el paro. Podríamos enviar a ochocientos mil parados a dibujar paisajes desde las terrazas Cuestión de matiz Cuando Fraga decía que eso de los ochocientos mil puestos de trabajo era una utopia, o sea, un cuento chino, a Fraga le llamaban bárbaro. Ahora, a Carlos Solchaga, que viene a decir lo mismo, le llamarán hombre de honrado realismo. (Fotos Archivo ABC. de San Pletro in Montorio. Italia, mi ventura. Hala, todos a Roma, que por todos los caminos se llega. Bueno, todos no. A Fernando Moran que no lo manden a Roma. Lo menos que hacían los italianos era devolvérnoslo. Ahora, en Moscú, don Fernando sale con el Sahara- -o sea, Sajara- cuando le hablan de Sajarov. Tie ne mala suerte este ministro. Este ministro no es bien de Estado, es un lujo de Estado. No sólo está en la utopia, sino en la ucronía. Vive fuera del espacio y del tiempo. Fernando Moran es el ectoplasma del cambio errante por el universo. Es una materialización galáctica palpitando sobre el éter a la luna de V a l e n c i a Dios le bendiga. -Jaime CAMPMANY. APUNTES Ensayo general para Rumasa Madrid. (De nuestra Redacción. El reflotamiento de Banca Catalana sigue adelante, a pesar de todos los pesares. Los Bancos privados y el Gobierno se han empeñado en buscar una salida negociada y llevarla hasta el final, cueste lo que cueste. Por eso, los principales Bancos del país se han puesto de acuerdo- -por primera vez desde hace algún tiempo- -en llevar a buen puerto un proyecto en el que casi ninguno creía. La razón, según algunos, no hay que buscarla solamente en evitar que la Caixa les coma el terreno en Cataluña o que se produzca una nueva nacionalización. La razón última es otra muy diferente. La compra del grupo Catalana por parte del pool bancario y la puesta en marcha de un sistema colegiado para su saneamiento no es, ni más ni menos, que un ensayo general para la solución de los dieciocho Bancos de Rumasa. Cuando el superministro Boyer cogía el teléfono a principios de mayo para marcar los números de la Asociación Española de Banca, el Banco Español de Crédito y el Central, se iniciaba una amplia operación que abría un nuevo camino para e reflotamiento de los Bancos en crisis. Por eso, cuando Boyer decía a Termes, Aguirre Gonzalo y Escámez que era mejor que la Banca pujara por Banca C a t a l a n a para evitar la nacionalización- -en ningún momento se le pasó por la cabeza al Gobierno entregarle Catalana a la Caja de Pensiones- ya empezaba a darle vueltas a la creación de un nuevo Fondo de Garantías de Depósitos. Pero esta vez privado. La operación parece muy clara. Los principales Bancos privados reciben las entidades en crisis, se preocupan de sanearlas- -con la consiguiente ayuda del Banco de España. -y luego se las reparten o lo entregan al Banco que esté más interesado. Con ello, la Banca impide nuevas nacionalizaciones y el Gobierno se queda con las manos libres en este asunto de la crisis bancaria, que ya le ha costado al Banco emisor más de 350.000 millones de pesetas. Esta interpretación aclara además algunos matices que se han podido presenciar en las últimas semanas. ¿A qué se debe el cambio de postura de Bancos como el Santander o el Popular- -sexto y séptimo en ranking que siempre se habían negado a participar en la reflotación de Bancos en crisis? No hay que olvidar que ni Botín ni Valls han participado en ninguna de las subastas del Fondo de Garantía de Depósitos- -el resto de los siete grandes lo han hecho muy activamente- y que se han opuesto siempre a cualquier planteamiento de este tipo. No hay otra explicación que la de una estrategia conjunta para acabar con los peligros nacionalizadores en el sector financiero. La operación de reflotamiento de los Baneos de Rumasa está, pues, en marcha. Según la rumorología del sector, el primer paso se producirá el próximo otoño. En septiembre u octubre podría producirse una operación similar a la de Catalana- -una vez encauzada la salida de ésta a través del Sabadell- el pool bancario volverá al ataque y se quedará con casi todos los Bancos del holding de la abeja; todos menos el Atlántico, que ya habría pasado a manos de uno de los más grandes, que se ha mostrado interesado desde el primer momento. Una vez entregada al pool la división bancaria de Rumasa tomaría un nuevo rumbo, reduciéndose los 17 Bancos a tan sólo 10, cada uno de los cuales operaría en una zona diferente. Este es un viejo proyecto del grupo que enlaza directamente con la nueva operativa de los grandes- -Central y Vizcaya ya han puesto en práctica este sistema con los Bancos comprados en los últimos meses- y que podría facilitar el reparto posterior de entidades entre los miembros del pool El proyecto de distribución de entidades de Rumasa por sectores está ya escrito en varios informes con sello oficial. En el último de ellos se asignaban incluso las regiones por cada Banco. Así, el Banco del Noroeste operaría en Galicia y Asturias; el del Norte, en el País Vasco y Santander; el Condal absorbería al Comercial de Cataluña, operando en esta zona; Murcia y Alicantino de Comercio se fusionarían para actuar en la zona levantina; Industrial del Sur, Huelva, Sevilla y Jerez se unirían en uno solo, que bajo el nombre de Jerez actuaría por toda Andalucía; La operación Boyer Cuando el superministro Boyer cogía ei teléfono a principios de mayo para marcar los números de la Asociación Española de Banca, el Banco Español de Crédito y el Central, se iniciaba una amplia operación que abría un nuevo camino para el reflotamiento de los Bancos en crisis. Por eso, cuando Boyer decía a Termes, Aguirre Gonzalo y Escámez que era mejor que la Banca pujara por Banca Catalana, ya empezaba a darle vueltas a la creación de un nuevo Fondo de Garantía de Depósitos. Pero esta vez privado. (Fotos Archivo A B C. Albacete y Toledo, en Castilla, con el nombre del primero; Extremadura quedaría asimilado a su zona, y el Banco del Oeste actuaría en la zona de Castilla- León. El proyecto, que pertenece todavía al terreno de la Banca- ficción está t o m a n d o cuerpo día a día, con el apoyo decidido de algunos grandes banqueros y del propio Boyer. Sin embargo, el ministro de Economía no las tiene todas consigo en el Gobierno, ya que un sector insiste cada vez más en la nacionalización del grupo bancario de Rumasa. Es precisamente con esta presión con la que juega el propio Boyer en sus conversaciones con la Banca. Sea como fuere, los doce primeros Bancos del país siguen adelante con su ensayo general, ayudados en esta ocasión con varias entidades catalanas Javier A YUSO.
 // Cambio Nodo4-Sevilla