Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC. JUEVES S DE JUNIO DE 1983. PAG. 32 JUNIO EÜCABISTICO 1 SIIVI COMPARACIÓN! V EN LA MEJOR ZONA RESIDENCIAL VIVIENDAS DE PROTECCIÓN OFICIAL I 2,3 Y 4 DORMITORIOS Desde Hasta Entrada desde PRECIO 2.285.000 ts. 4.770.000 ts. P P FACILIDADES 15 AÑOS 235.000 pts. La devoción al Corazón de Jesús es esencialmente conforme al espíritu del cristianismo, porque es un culto áe amor. Esto aparece bien manifiesto en su fin, en su objeto y en su práctica. Su fin es honrar el amor que Dios tiene a los hombres; su objeto inmediato es el Corazón de Jesucristo, santuario de ese amor; su práctica es el amor. En los muchos documentos pontificios referentes al Corazón de Jesús se repite hasta la saciedad que la devoción al Corazón de Cristo no tiene otro objeto que renovar, por un símbolo viviente y natural, la memoria del amor inmenso de Dios a los hombres. Por este solo hecho se muestra que tal devoción, en su sentido más preciso, encierra la esencia y el espíritu mismo del cristianismo, que no es otra cosa que amor. En el Dios que nos presenta nos hace adorar al mismo Amor. San Juan Evangelista, que en la última cena ocupó un lugar inmediato a Jesús, que reclinó su cabeza sobre el pecho de Jesús y- sintió los latidos de su Corazón, fue sellado profundamente por la experiencia de esa hora inefable en la historia de la salvación. Lo que allí sintió, lo que él mismo vivió experimentalmente, lo condensó más tarde en esta sublime expresión: Dios es amor (I Jn. 4,8) Los misterios de Dios, que nos maravillan, no son más que el desenvolvimiento de su caridad para con los hombres y, si confunden a nuestra razón, eso es debido a que el amor de Dios a nosotros es un abismo, en el cual la débil inteligencia humana necesariamente se ha de perder. Sólo en el cristianismo se nos da a conocer el amor de Dios. El nos muestra en Dios un amor omnipotente, que nos sacó de El amor ultrajado la nada; un amor infinito que, salvando un inmenso abismo, elevó al hombre hasta El mismo para enriquecerlo con el orden sobrenatural de la gracia; un amor generoso que se entregó por nosotros para redimirnos y reconciliarnos; un amor constante e inmutable, que permanece con nosotros, todos los días, hasta la consumación de los siglos; un amor eterno que nos ama desde toda la eternidad y ha preparado para nosotros una morada en el cielo. Nuestro destino comienza, continúa y se termina en el amor de Dios al hombre. Es el amor del cual San Pablo celebra con entusiasmo sus admirables dimensiones: la altura que se eleva por encima de los cielos, la profundidad que desciende hasta los abismos, la amplitud que abarca la inmensidad, y la longitud que llega a la eternidad. Es el amor que llevó a Jesucristo a esos prodigios de humillación y de anonadamiento para rescatarnos del pecado y de la muerte. Y ese amor no es creído, ese amor es rechazado, ese amor es ultrajado por innumerables pecados de los hombres. Para contrarrestar esto viene esa devoción admirable que nos impulsa a creer en el amor de Dios, a recibirlo generosamente y a repararlo satisfactoriamente con una vida santa y con nueairas propias inmolaciones y sacrificios, De este modo nos disponemos a ejercitar el amor en toda su integridad, con su dimensión vertical hacia Dios y horizontal hacía los hombres. Así es como somos verdaderamente cristianos, asi es como vivimos el Evangelio hasta sus ultimas consecuencias. Manuel GARRIDO- BONAÑO, OSS. FIDIH S. A. información en la propia obra PROMUEVE Y VENDE PATRIMONIO ARTÍSTICO NECROLÓGICAS FALLECIMIENTOS REGISTRADOS E N SEVILLA. -Antonio Martínez Garrido, Aurora Martínez Barroso, Manuel Montero Escamillas, José Núñez Bonilla, Isabel Ortega Solís, Susana Ruiz Balbín, Francisco Venegas Entero, Concepción Pérez Ortiz, Inocente Vázquez Sánchez, Pedro Pelayo Romero, Francisco Alba Larios, Salustiano Delgado Caballero, Julio Escote Bélmez, José Gandul Domínguez, Angeles Hurtado Sotomayor y Antonio Casimiro Sánchez. Doña Enriqueta Sánchez González e hijos agradecen las muestras de condolencia recibidas por el fallecimiento de su esposo, don José Parra Rodríguez, por medio de estas líneas, ante la imposibilidad de hacerlo personalmente. -P, Tfno. 25 4019 CHIPIONA ÚNICOS PISOS EN 1 LINEA DE PLAYA a Se quiere editar el inventario del Archivo de la Catedral El Cabildo pide ayuda FRENTE A L FARO Dos y tres dormitorios Aparcamientos Facilidades a convenir. Información Chipiona; Garaje El Faro Incluso Sábados y Domingos. Sevilla: Monte Carmelo, 64 Tfnos. 45 13 44- 45 15 45 El Cabildo de la Catedral de Sevilla desea editar el Inventario del Archivo de la Catedral, si encuentra alguna institución cultural o financiera que patrocine su publicación, ya que el Cabildo no dispone de los medios necesarios para hacerlo. El Archivo de la Catedral cuenta con más de veinte mil manuscritos y unos tres mil legajos, iodo ello de gran interés cultural e histórico. Algunos manuscritos datan de la conquista de Sevilla por el Rey San Fernando en 1248. Anteriormente a esa fecha, el Archivo sólo cuenta con una bula pontificia de 1240. Entre sus fondos hay también una riquísima colección diplomática de pergaminos medievales; los libros blancos de patronatos, donados a la Catedral desde el siglo XIII; abundante material sobre la inquisición española y los libros de fábrica, en los que se puede seguir el desarrollo de las obras de la Catedral. C u e n t a con más de 20.000 manuscritos Agradecimiento OR O Venda su oro en calle Alcaicería. Pagamos hasta 1.850 pesetas. Somos especialistas LEA USTED A B C
 // Cambio Nodo4-Sevilla